Estamos terminando este año 2020, después de varios meses de pandemia que nos obligó a adaptarnos a una nueva realidad y enfrentar dificultades que nos han impactado de una u otra forma. Sabemos que no ha sido fácil enfrentar el día a día y sortear todas las dificultades que nos impuso esta situación sanitaria mundial. Destacamos y agradecemos el esfuerzo realizado por nuestros estudiantes, docentes, académicos, directivos y colaboradores para avanzar y superar juntos los desafíos impuestos durante este año.

Estos cambios no solo han afectado nuestra rutina, sino que tendrán impactos significativos en la forma de enfrentar el futuro, en el proceso formativo, en los temas de educación universitaria, y en nuestra contribución al desarrollo del país.

Como Facultad reaccionamos y nos adaptamos a los nuevos desafíos. Para ello implementamos medidas tecnológicas que nos permitió contar con las herramientas y plataformas para dar continuidad a las actividades académicas de manera virtual y posteriormente y de acuerdo a los protocolos establecidos y a la decisión de la universidad de efectuar un retorno paulatino, efectivo y seguro a las actividades presenciales dada la evolución de la situación sanitaria, hemos podido dar inicio a las actividades prácticas esenciales para dar cumplimiento a los planes de estudios de nuestras carreras.

Por supuesto esto no ha estado libre de dificultades e incertidumbres que hemos ido enfrentando, y no lo hubiéramos logrado sin el compromiso de nuestra comunidad académica. Seguiremos avanzando con las actividades postergadas, considerando además los aprendizajes y las experiencias vividas durante este año, la opinión de los estudiantes y las oportunidades de mejora que nos deja este proceso.

De manera positiva, destacamos las oportunidades que hemos identificado y efectuado, a través de innovaciones metodológicas, como la telemedicina y teleconsulta, como parte de las adecuaciones que nos permitieron dar continuidad a la atención clínica de pacientes, y facilitar la comunicación entre sus dueños, estudiantes y médicos veterinarios. Otros recursos utilizados fueron los videos que docentes y académicos de la escuela elaboraron, para llevar al aula los procedimientos médicos, quirúrgicos, reproductivos y de exploración clínica, como también mostrar las actividades agrícolas, cultivos, vendimia entre tantas otras experiencias a compartir. Por otra parte, se desarrollaron laboratorios virtuales que con creatividad y entusiasmo nos permitieron simular la experimentación, mostrar de manera didáctica muestras y facilitar con ello la reflexión, discusión y análisis propio de estas experiencias.

Este año además se implementó la metodología de aprendizaje y servicio (A+S) en todas las carreras de la Facultad, lo que permitió acercarnos a la comunidad y a sus necesidades reales, integrando las actividades académicas disciplinarias con actividades de servicio demandadas por los usuarios y beneficiarios con los que nos relacionamos. Los estudiantes, docentes y beneficiarios, a través de reuniones virtuales pudieron conocerse, compartir y levantar sus necesidades, a través de servicios, asesorías, informes, contribuyeron a la resolución de problemas, aprovechando las oportunidades de aprendizaje que este desafió ofrece para todos los participantes. Pensamiento crítico, trabajo en equipo, habilidades comunicativas y compromiso social, además de profundizar en los sellos valóricos de la Universidad fueron las habilidades que se pudieron alcanzar con esta nueva metodología que seguiremos fomentando.

 

Por otra parte, tuvimos oportunidades para reflexionar sobre temas que demandan nuestra especial atención y preocupación, a través de seminarios, jornadas, conferencias en cambio climático, sobre la situación crítica del recurso hídrico, la seguridad alimentaria en tiempos de pandemia, bienestar animal y su beneficio en sistemas productivos, además de temas de contingencia relacionadas con la contribución de la Facultad y sus carreras en la salud pública como, aproximaciones a la vacuna contra el SARS-CoV-2 y otras temáticas de One Health. Esperamos haber enriquecido, profundizado y actualizado con nuevos conocimientos y experiencias a los asistentes y agradecemos la participación de expositores nacionales e internacionales.

En investigación y a pesar de las dificultades para dar continuidad a los proyectos en ejecución, el Núcleo de Investigaciones Aplicadas en Ciencias Veterinarias y Agronómicas (NIAVA), publicó 19 artículos en revistas indexadas WoS, Scopus y Scielo. Las temáticas principales, y que se relacionan directamente con las líneas de investigación del mismo núcleo, contribuyeron en las áreas de epidemiología, reproducción animal, bienestar animal, genética, medicina de la conservación, y salud animal y vegetal. El total de publicaciones de la facultad representó aproximadamente el 25% de las publicaciones de la universidad.

Además, los académicos y alumnos de la facultad participaron activamente en congresos nacionales e internacionales como por ejemplo el Congreso Latinoamericano de Micología, Congreso de la Sociedad Chilena de Producción Animal, II Congreso Latinoamericano de Comportamiento y Bienestar Animal en Colombia, con 18 trabajos presentados, de los cuales 13 fueron presentaciones orales y 5 de poster. Destacándose la participación de la Facultad como invitada a las Jornadas científicas internacionales de la Universidad Maza de Mendoza, Argentina; la invitación a la Expo Chile Agrícola. Felicitamos y reiteramos nuestros agradecimientos a los estudiantes, docentes y egresados que participaron en postulaciones de fondos concursables internos y externos de investigación e innovación por el esfuerzo y entusiasmo realizado este año, sin duda será un desafío que seguiremos incentivando.

Dentro de las actividades de difusión científica se realizaron diferentes webinars con la participación de destacados exponentes internacionales como el Dr. Donald Broom, Dra. Alison Peel, Dr. Leopoldo Stool, Dr. Juan Montaño, Dr. Francisco Galindo, Dr. Leopoldo Stuardo, entre otros.

Nuestros titulados, también tuvieron la oportunidad este año de volver a UDLA a través de la educación continua que la Facultad ofrece, a través de sus diplomados y de manera especial en el Magíster de Bienestar Animal, que se aperturo de manera exitosa este año.

La Facultad seguirá con su plan de desarrollo y avanzando en los propósitos comprometidos, para ello estaremos incorporando nuevos académicos a la planta docente, potenciando el desarrollo de las líneas de investigación, ofreciendo nuevos programas de diplomados y postgrado para el 2021. Contaremos con un staff de docentes de gran prestigio y trayectoria en los nuevos diplomados solicitados por nuestros titulados: Medicina Interna de Caninos, Imagenología, Diseño de sistemas de Riego y Fertiirrigación. Por otra parte y dada la situación actual de enfermedades infecciosas humanas y enfermedades infecciosas emergentes (Zika, Chikungunya, Hanta, Fiebre del Nilo Occidental, entre otras), que tienen su origen animal (zoonosis), incluyendo las grandes pandemias conocidas, tales como Influenza aviar/porcina, SARS, VIH/SIDA, y ahora COVID-19, lanzaremos nuestro nuevo Magíster One Health – Una Sola Salud, que se basa en este enfoque interdisciplinario que se origina en el vínculo e interconexión que existe entre la población humana, las poblaciones animales y el ambiente donde habitan, sin duda serán un aporte importante al perfeccionamiento y también a los desafíos que el país debe enfrentar.

Para finalizar no podemos dejar de agradecer a todos los estudiantes, docentes, egresados, empleadores, directivos y colaboradores que participaron en los procesos de autoevaluación de las carreras de Agronomía y Medicina veterinaria, como parte de nuestro compromiso por el aseguramiento de calidad y la mejora continua y que a pesar de las dificultades de la pandemia pudimos llevar a cabo de manera exitosa.

Estimada comunidad, los invitamos a continuar con optimismo y compromiso el próximo año, a enfrentar con fuerza los meses que se vienen, seguiremos trabajando con entusiasmo y en unidad con nuestra comunidad, para continuar con el proyecto y desarrollo de la facultad y sus carreras, considerando las oportunidades que se presentaron y los aprendizajes ganados en esta crisis sanitaria.

 

Comparte: