Escuela de Fonoaudiología aborda la estimulación del lenguaje en niños durante el confinamiento en charla virtual

Publicado el 2 de junio de 2020

Atendiendo varias dudas que han nacido a partir de la convivencia permanente de los padres o cuidadores con los niños durante esta cuarentena, la Escuela de Fonoaudiología organizó la charla virtual “Cómo estimular el lenguaje de nuestros niños durante el confinamiento”.

En esta oportunidad, la actividad estuvo liderada por Norma Muñoz, fonoaudióloga de la Universidad de Chile y Directora de Carrera del Campus Maipú y Santiago Centro de Universidad de Las Américas.

La profesional comenzó explicando que “tuvimos la necesidad de hacer un seminario debido al escenario que están enfrentando actualmente los niños en Chile. Lo más probable es que muchos padres o cuidadores estén con dudas con respecto a los estímulos de los niños y piensen que es un tema complejo, pero la verdad que no es tan así. Existen muchas actividades diarias de nuestro hogar donde se puede estimular y a la vez permitir que los niños aprendan sobre comunicación”.

Ante esto, Muñoz entregó una serie de consejos para los asistentes: “¿Qué puedo hacer en mi casa para estimular a mi hijo? La respuesta es muchas cosas. Por ejemplo, realizar labores del hogar junto a ellos es muy positivo porque hacer el aseo tiene características super importantes para la estimulación cognitiva y del lenguaje. También pueden ordenar juguetes, mirar fotografías o inventar un cuento a partir de imágenes”.

Durante la charla, la fonoaudióloga también explicó que existen algunos indicadores o hitos del desarrollo a los que padres o cuidadores deben estar atentos y que son cosas que la mayoría de los niños pueden hacer a cierta edad.

A los 3 años por ejemplo, los niños copian a los adultos y amigos, demuestran afecto por sus amigos espontáneamente, esperan su turno en los juegos, expresan una gran variedad de emociones, pueden operar juguetes con botones, armar rompecabezas de 3 y 4 piezas, pasar las hojas de los libros una a la vez, seguir instrucciones de 2 o 3 pasos, decir su nombre, edad y sexo y puede conversar usando 2 o 3 oraciones”, apuntó la fonoaudióloga.

Frente a ese escenario, la expositora hizo un llamado a los padres: “Si ven que su hijo a esa edad se cae mucho o tiene problemas para subir y bajar escales, no usa oraciones para hablar, no quiere jugar con otros niños, no entiende instrucciones sencillas, no muestra intención comunicativa o no imita ni usa la imaginación en sus juegos, sería bueno contactar a un profesional para analizar los indicadores del desarrollo del niño”, puntualizó.

Comparte: