Logo

Mischka Soto Magerkurth es psicóloga de UDLA, actriz e instructora de yoga. En la actualidad es docente universitaria y psicóloga en SaviaSalud donde, además de atención clínica, se desempeña como panelista en un programa radial de conversación en torno a salud mental en Chile. 

 ¿Cómo ha sido tu experiencia comunicando sobre salud mental desde la radio y las comunicaciones?

Desde febrero estoy trabajando en el Centro Terapéutico SaviaSalud en Valparaíso y ha sido una experiencia grata y enriquecedora. Trabajamos con un equipo amplio de psicólogos, neuropsicólogos, coaches, educadora diferencial y psiquiatras, por lo que es un trabajo interdisciplinar del que he aprendido bastante y ha sido muy nutritivo.

Además de dedicarme a la terapia en este espacio, soy parte del podcast “Activa-Mente”, en la radio UCV103, un programa de conversación que visibiliza distintas temáticas cotidianas desde la salud mental. Es un trabajo dedicado a la comunidad para hablar y poner en discusión la realidad país en torno al estado de la atención psicológica y el bienestar mental de la población. 

Con la pandemia se visibilizó e incrementó la problemática del acceso universal a la salud mental en Chile, el aislamiento dejó ver que tenemos muchos desafíos dedicados al educar y entregar herramientas para sobrellevar la crisis. El programa responde a esa necesidad, entregando información y un espacio de reflexión con panelistas invitados, todos los domingos a las 12:00. 

Además, eres actriz e instructora de yoga ¿cómo convalidas esto con la psicología?

Soy actriz de profesión y hago clases de yoga y expresión oral en educación superior. Entré a la carrera de Psicología en Universidad de Las Américas con la necesidad personal de explorar cómo convergen estas áreas en el bienestar físico y mental, el contacto con el cuerpo y con el otro.

En la escuela de teatro tuve un ramo de psicología, me di cuenta que las herramientas para interpretar a un personaje o las técnicas de respiración, por ejemplo, se pueden utilizar en terapia, ambas tienen el fin de encontrarse con uno mismo y comprender el vínculo con las personas, con la consciencia de que el cuerpo es una herramienta que manifiesta. 

Creo que todos tenemos capacidades e intereses distintos, y debemos tener una brújula para saber cuándo y cómo aplicarlos, he sido afortunada de poder explorar estos conocimientos y ponerlos al servicio de las personas, y UDLA me permitió desarrollar eso en mi formación integral.

¿Cómo fue tu experiencia desarrollando tu práctica profesional en el Centro de Atención Psicológica (CAPS) de UDLA?

Fue grata y significativa ya que me permitió tener un acercamiento con los pacientes y el soporte de mis profesores. Estoy particularmente agradecida del apoyo e integración de habilidades multidisciplinarias en el quehacer profesional que aportaron tanto mi supervisora Gianina Mosca como Catalina Valenzuela, Directora de la Escuela de Psicología.

En CAPS siempre estuvieron dispuestos a escuchar ideas e integrarlas al proceso formativo, tuve la oportunidad de realizar capsulas de rutina diaria con herramientas de autocuidado con elementos de yoga y un enfoque disciplinar de la psicología para el desarrollo psicoemocional.

¿Qué herramientas o facilidades te entregó UDLA para tu desarrollo profesional?

Una de las ventajas de estudiar en UDLA es el programa executive que permite flexibilidad de horarios para trabajadores. Así pude seguir desarrollando mi carrera de actriz e instructora de yoga de forma paralela a mis estudios. Además recibí una formación integral e interdisciplinar de la cual estoy muy feliz de haber sido parte.

Comparte: