Logo

Como parte de las actividades de conmemoración de la Semana de la Traducción 2021, la Escuela de Traducción e Interpretación organizó un conversatorio con el licenciado en filosofía y escritor Martín Bruggendieck, autor de la primera traducción directa del alemán del libro “La Metamorfosis” de Franz Kafka.

En el evento participaron estudiantes, académicos y docentes de las sedes Providencia y Viña del Mar, quienes conocieron la extensa experiencia en traducción e interpretación de Bruggendieck en idiomas tales como inglés, alemán y español, quien cuenta con más de 50 años de trayectoria en el ámbito.

Durante el conversatorio, que fue moderado por la académica del Campus Los Castaños Solange Ramírez, el licenciado en Filosofía y Letras de la Universidad de Chile, habló de los distintos campos ocupacionales en los que se puede desempeñar un traductor, de las especializaciones a las que se puede dedicar, de la importancia del manejo cultural, temático e investigativo para el desarrollo de la profesión y de los aspectos que hay que tener en cuenta al momento de traducir poesía, teatro, textos jurídicos y de medicina, y de interpretar de manera simultánea.

El traductor y el intérprete es un especialista de la comunicación, hace posible la interconexión de prácticamente todas las civilizaciones existentes”, comentó Bruggendieck, quien ha sido ha sido intérprete simultáneo en las embajadas de Alemania, Austria, Suiza y Estados Unidos, de la Organización de la Naciones Unidad para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), entre otros.

“A los traductores, sobre todo a los más jóvenes, les recomiendo que traten de ser los más cultos posible. Un traductor o un intérprete que recibe un paper y no sabe de qué habla, puede estudiarlo, pero constantemente el expositor va a hacer referencia a aspectos históricos, geográficos, científicos y no los van a entender y la traducción no saldrá bien. Por lo tanto, estudien historia, lenguas comparadas, literatura de calidad, infórmense, investiguen, amplíen lo más posible su universo de conocimiento. Solo será un buen traductor aquel que domine el mayor conocimiento posible y se pueda ubicar en cualquier tema”, dijo el profesional, quien sugirió que es importante que quienes se dediquen a esta carrera se especialicen en un área, para profundizar sus conocimientos de manera más específica.

Respecto de la traducción del libro “La Metamorfosis”, sostuvo que “lo más difícil fue meterse en el alma de un genio que sufrió a lo largo de su vida, principalmente por la mala relación con su padre, y en la cultura de un judío alemán que vivía y se desenvolvía en Praga”. Añadió que “fue difícil traducir a Kafka, pero afortunadamente escribía de una manera muy compresible”, donde para el traductor la empatía con el mundo y los sentimientos del autor es fundamental.

Respecto de la charla de Martín Bruggendieck, el estudiante de Sede Viña del Mar, Max Uribe, dijo que “fue realmente interesante y nutritiva para todos los que deseamos convertirnos en traductores. Lo más destacable es cuando explicó la manera apropiada de traducir poesías y libros, la cual muchas veces no se basa solo en el entendimiento intelectual, sino que también en el emocional de lo que quiere decir el autor. También nos aconsejó que para desarrollar y potenciar al máximo nuestro nivel cognitivo, es importante que nos interesemos en distintos ámbitos de la lingüística y mantener un alto nivel de lectura”.

Carmen Virginia Suárez, Directora de Carrera de Sede Viña del Mar, dijo que “fue un privilegio contar con la presencia de un traductor de obras literarias tan influyentes. Sin duda, es un gran ejemplo de cómo mantenerse vigente con el paso de los años y para todos los futuros traductores interesados en incursionar en la traducción literaria. Nos quedamos con todas las palabras y los consejos valiosos que, desinteresadamente, compartió con nosotros durante la charla y esperamos contar en el futuro con más invitados de tan destacada trayectoria”.

Finalmente, la académica Solange Ramírez, agregó que “fue un honor el haber contado con la presencia de un invitado de tal nivel y calidad. Martin Bruggendieck no solo es un excelente traductor e intérprete con más de 50 años de trayectoria, sino que también es una gran persona. Creo que fue una instancia muy grata y enriquecedora para todos los asistentes”. 

Comparte: